La depresión es uno de los principales problemas en salud mental en la actualidad, sin embargo, la información que se tiene sobre el tema muchas veces es errada y estigmatizada, llegando a perjudicar a la persona que la padece en lugar de ayudarla. Por ello, conoceremos algunos mitos que giran en torno a ella.

La depresión es solo estar triste.

Quizá el síntoma principal con el que se asocia la depresión es el sentimiento de tristeza, sin embargo, este no es el único sentimiento que puede experimentarse durante la depresión, también aparecen la rabia y la culpa. Así mismo, además de alteraciones en el estado emocional de la persona, se pueden apreciar síntomas físicos, alteraciones en los procesos cognitivos y modificaciones en el patrón de comportamiento.

La depresión es algo fácil de identificar.

No siempre. En ocasiones, el malestar puede estar encubierto. Algunas personas con depresión se encuentran en un estado de aplanamiento emocional, lo que significa que no experimentan ninguna emoción en particular, o lo hacen en un grado muy bajo. Incluso, algunos pueden aparentar estar “felices” o realizando actividades que los mantengan muy ocupados, las cuales constituyen mecanismos para evitar su malestar.

Todas las personas que están tristes están deprimidas.

No. La depresión y la tristeza no son sinónimos. La tristeza es una emoción normal ante situaciones difíciles y suele ser pasajera. La depresión, como se mencionó anteriormente, comprende una variedad de síntomas adicionales a las alteraciones en el estado de ánimo, y es un estado de mayor duración que conlleva a un malestar significativo y limitaciones en el desenvolvimiento en la cotidianidad.

La persona solo tiene que “echarle ganas y pensar en positivo”.

Por lo general, las personas usan frases como “ya pasará”, “trata de animarte y distraerte”, “piensa en cosas positivas”, creyendo que están contribuyendo a la persona con depresión a sentirse mejor, pero pensar positivo no lo resuelve todo. La depresión va mucho más allá de sentirse triste por un par de días y, por lo tanto, se tiene que abordar de una manera más profunda que pensando en cosas felices. Además, al decir esas frases la persona podría sentir que no estamos comprendiendo su situación o que le restamos valor a su malestar, “como si fuera algo fácil de superar”.

La persona deprimida debe solucionar su problema por sí misma

Todas las personas tenemos cierto grado de responsabilidad de nuestra salud física y mental, por ejemplo, somos los encargados de llevar un estilo de vida saludable y evitar situaciones que nos exponen al peligro. No obstante, también es cierto que al ser seres biopsicosociales, el apoyo tanto de la sociedad como de la familia son importantes para preservar o recuperar la salud. En muchas ocasiones, los familiares en su intento por contribuir a la mejoría del paciente con depresión, realizan comentarios que tienen el efecto contrario, como por ejemplo “Yo también me sentí triste muchas veces pero lo superé por mi propia cuenta” o “Hay personas que están peor que tú y no se ponen así”, haciendo que la persona se sienta cada vez más culpable, que la percepción que tiene de sí mismo y de los demás sea cada vez más negativa, y que crea que no tiene esperanza de mejorar en un futuro. A menudo, el enfermo siente que debe sufrir su problema en silencio, por no encontrar el apoyo social que tanto se necesita en estos casos. Sin embargo, para que el tratamiento sea efectivo, además de recibir apoyo por parte de un profesional, el acompañamiento de la familia y demás significativos es indispensable para la mejora de la persona.

Tendrás que estar con antidepresivos toda la vida

No necesariamente. Dependiendo de la gravedad de los síntomas y tras evaluación de un psiquiatra, se recomendará el uso de antidepresivos por un tiempo prudencial. Además, se espera que un tratamiento farmacológico acompañado de un proceso psicoterapéutico conlleve a mejoras significativas y remisión de los síntomas, para finalmente suspender el uso de estos medicamentos. Es importante destacar que el tratamiento farmacológico a veces se hace indispensable para ayudar a obtener mejorías temporales, pero no necesariamente a mejorar la raíz del problema.

Como ya se ha mencionado, la depresión puede llegar a ser incapacitante, por lo que es importante conocer el trasfondo de esta y recibir tratamiento. Lo más recomendable es buscar ayuda profesional, y dependiendo del caso, combinar el tratamiento psicoterapéutico en conjunto con el tratamiento farmacológico.

Te ofrecemos estos precios en citas presenciales y online en psicoterapia

Terminos y condiciones

Ver términos y condiciones

  • Precios en moneda peruana (soles / PEN).
  • El pago es por adelantado.
  • Precios válidos para pacientes en el Perú y el extranjero.
  • Consultar por los profesionales que atienden en formato presencial.
  • Precios válidos hasta el 31 de marzo del 2024.

Método de pago

YAPE, Efectivo, a través de una de nuestras cuentas bancarias, POS físico o POS Virtual (Pago Link) que acepta tarjetas de débito y crédito Visa, MasterCard, American Express, Diners Club, Amex y UnionPay.

Nuestros últimos artículos de psicología:

Compañía emocional

Compañía emocional

Si estamos en una relación de pareja debemos aprender a escuchar más allá de las palabras, la queja o el reclamo, y establecer...

leer más
Abrir chat
1
Hola, gracias por comunicarte con Libera😀
¿En qué podemos ayudarte?